Frío e introspectivo diciembre.

Frío e introspectivo diciembre.

Ha sido un mes muy intenso de introspección. Estuve pensando mucho sobre que escribirte en este artículo de diciembre. Del frío diciembre. Pero al final voy a ser fiel a mis sentimientos. Fiel a un sueño. Que tiene toda mi energía. Consciente e inconsciente. Y quería ser sincera contigo. No he podido escribirte nada. Asique simplemente compartiré contigo las palabras que he podido articular. Estoy descubriendo en mí una poetisa. Cada día más amante de las palabras. Más analítica y a la vez más emocional. Porque la vida, mi vida. Es análisis. Es emoción. Eso es lo que me mantiene y me mantendrá viva. Cada día ser más poetisa. Sin olvidar la física. Las matemáticas. La ciencia. La filosofía. La alimentación. La piscología. Siempre fiel a mí misma. Y a mi intimidad. Porque siempre habrá unos detalles de mi poesía que sean solo para mí. Y para quién yo quiera. Sin más: MUY FELIZ DOS MIL DIECINUEVE.

MUY.
Muy de invierno.
Muy de introspección.
Muy de dormir. Para descender a lo más profundo de mis sueños.

Muy de callar.
Muy de ritmo lento.
Muy de lo fundamental. Para simplemente sobrevivir. Para poder centrar todo la energía de mi ser en mi sueño más preciado.

Así lo SIENTO. Así me lo [CON]SIENTO. Porque soy una muy consentida mujer de mí misma.

FELIZ.

Me va grande escribir sobre algo tan íntimo, tan delicado e incomprensible. La felicidad. La verdad. El ser y no ser.

Yo sé qué es para mí. Que son para mí.

Dónde está la mía.

Y voy a luchar por ella. CADA DÍA.

DOS MIL DIECINUEVE.

Inminente.Qué está a punto de suceder o muy próximo en el tiempo.

Dos mil diecinueve es inminente.

Brindo por el Universo con mayúsculas. Por Júpiter. Por la Luna.
Brindo POR TI.
Brindo por las berenjenas con miel que se comen delante de la TORRE EIFELL.
Por los bombones de chocolate. Sí, aquellos.
Brindo por las uvas con queso que saben a BESO.

Brindo por las frutas, las verduras y los frutos secos. Por los tubérculos. Por los frutos, las bayas rojas y las frutas secas. Por las SEMILLAS QUE TE CONVIERTEN EN INMORTAL. A mí. A tí. Brindo porque las vivas y ames tan solo una pizca de lo que yo lo hago.

Al final, articulé el artículo. Al final, cuando me sincero desde el alma, siempre me salen las palabras adecuadas en el momento justo. Porque soy:

INGENIERA DE MI VIDA.

@ingdemivida

Eva.

Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Esta web utiliza cookies propias con finalidad funcional y de terceros para realizar tareas de análisis. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en la Política de Cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies